Las reservas marinas en las Islas Baleares

 

Descripción

La reserva marina del Norte de Menorca, creada en junio de 1999 (BOIB núm. 81, de 24 de junio) en el marco de la política de gestión pesquera de la Consejería de Agricultura y Pesca del Govern de les Illes Balears, se encuentra situada en el litoral de la tramontana de Menorca. Se caracteriza por su buen estado de conservación y por un elevado atractivo paisajístico y naturalístico, y esto es válido también para sus fondos, que muy cerca de la costa ya superan los 30 m de profundidad, y presentan una gran heterogeneidad y variedad de hábitats. Se pueden destacar por su interés ecológico el arrecife barrera de posidonia de Sa Nitja, las comunidades superficiales de algas del género Cystoseira, la gran variedad de comunidades infralitorales fotófilas y las extensas zonas rocosas, con una buena representación de especies bentónicas de interés conservacionista. Entre estas últimas destacan especies como el coral rojo Corallium rubrum, los moluscos Pinna nobilis y Litophaga litophaga, y los crustáceos Palinurus elephas y Scyllarides latus.

Por otra parte, la amplia bahía de Fornells, de fondos predominantemente blandos, presenta unas características ecológicas particulares, con importante presencia de comunidades formadas por las fanerógamas marinas Cymodocea nodosa y Zostera nolti, así como de algas con sistemas rizoidales de fijación como Caulerpa prolifera, Flabellia petiolata y Halimeda tuna. Una parte de esta bahía fue gravemente degradada por las jaulas flotantes para el engorde de peces que se instalaron en sus aguas a finales de los años 80, y su inclusión dentro de la reserva ha permitido su regeneración natural.

En cuanto a las comunidades de peces, están presentes las típicas especies del litoral mediterráneo. Cabe destacar, además, la presencia de la langosta (Palinurus elephas) en aguas de cierta profundidad (entre los 25 y 150 m), cuya pesca tiene una considerable importancia económica en Menorca.

Observando la configuración de la costa y un mapa batimétrico de la reserva se puede predecir que la diversidad de hábitats y de comunidades bentónicas será elevada. Efectivamente, la presencia de pequeñas bahías, calas, acantilados y una amplia zona marcada por la isobata de los 45 m, hacen que la reserva presente un alto cociente entre diversidad de hábitats y área protegida. Hasta la fecha se han contabilizado 628 especies bentónicas, la mayoría de ellas algas rodofíceas, peces y moluscos, y hasta 35 comunidades biológicas diferentes.

La reserva tiene una extensión 5.119 ha marinas comprendidas desde la bahía de Fornells (límite oriental) hasta el cabo Gros (límite occidental).