Volver

Consejos de Salud

Cómo prevenir las mordeduras de perros y gatos

Se prudente con los perros y gatos desconocidos ya que  pueden verte como un intruso aquí tienes algunos consejos sencillos para evitar accidentes:

• No acaricies a un perro sin permitirle verte y olerte previamente;  cuando gruñe, baja las orejas, esconde la cola entre las patas y se encoge, te está indicando que no quiere que te acerques. Lo mismo te indica un gato que sopla o maúlla gravemente.

• No te acerques a perros que estén atados, confinados tras una reja o pared, o dentro de un coche.

• No accedas a lugares o espacios cerrados con perros sueltos en su interior si el propietario no está presente.

• Nunca molestes a un perro mientras duerme, come, mordisquea un juguete o cuida de sus cachorros.

• Los gatos callejeros no están acostumbrados a convivir con las personas. No debes intentar acariciarlos, aunque sean cachorros.

• Incluso con tu propio perro no te acerques de forma brusca o inesperada.

 

Cómo actuar en caso de agresión por un animal

• Lávate las heridas rápidamente con agua y jabón abundante.

• Acude lo antes posible a tu médico para que realice las curas oportunas y prescriba los medicamentos y vacunas que te eviten complicaciones de salud, siempre y cuando sean necesarios.

• Haz lo posible para recabar los datos del propietario del animal y del animal, en especial del lugar donde se le puede localizar. Deberás proporcionar a tu médico está información para que notifique la agresión a la Direcció General de Salut Pública i Participació