LOGO CAIB
2 abril 2023 Consejería de Medio Ambiente y Territorio

Medio Ambiente ejecuta actuaciones para prevenir los incendios forestales en 38 hectáreas de Benirràs y Morna NNota Informativa

Foto de noticia
Descarga de imágenes en alta calidad

Medio Ambiente ejecuta actuaciones para prevenir los incendios forestales en 38 hectáreas de Benirràs y Morna

Las tareas llevadas a cabo se financian con fondos Next GenerationEU y del Impuesto de Turismo Sostenible

El Servicio de gestión forestal de la Conselleria de Medi Ambient i Territori ejecuta, desde inicios de año, diversas actuaciones en Eivissa para prevenir los incendios forestales. Así, gracias a dos proyectos, se actuará en 55,23 hectáreas de la isla, 38 de las cuales corresponden a las zonas afectadas por los grandes incendios forestales.


Uno de los proyectos ejecutados es el de “Tratamiento del combustible vegetal en Puntos Estratégicos de Gestión frente al riesgo de incendios”, financiado a través de 108.000€ provenientes del Impuesto de Turismo Sostenible y que ha permitido trabajar en 20,23 hectáreas.


Las otras actuaciones se han realizado a través del proyecto «Actuaciones preventivas en Puntos Estratégicos de Gestión para la defensa contra incendios forestales», financiado a través de los Fondos Next GenerationEU del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia y que cuenta con un presupuesto de 123.000 €. Este presupuesto ha permitido ejecutar tareas en 35 hectáreas de Eivissa.


La densidad del bosque después de diez años de los grandes incendios forestales de Benirràs y Morna han propiciado estas actuaciones. Para favorecer la evolución del bosque, el Servicio de gestión forestal ha realizado tareas de aclarado selectivo para liberar la masa y dejar densidades de árboles más adecuadas para que estos pies seleccionados puedan crecer, desarrollarse y llegar a el estado adulto.


Con estas tareas se alcanzan dos objetivos: reducir el riesgo de incendios forestales al eliminar la continuidad horizontal y vertical del combustible y realizar los bosques más resilientes ante las consecuencias de la emergencia climática, ya que se favorece la formación de bosques con árboles más grandes y vigorosos para hacer frente a las adversidades de las sequías.