vuelve

Detalle de la noticia

Imatge 5048900

Projecte Jove ha atendido en un año 186 jóvenes de entre 14 a 24 años con problemas de adicciones

Asuntos Sociales y Deportes apoya este proyecto a través del 0'7% del IRPFSocial

Projecte Jove, que forma parte de Proyecto Hombre Baleares ha atendido en 2021 a 186 jóvenes de 14 a 24 años con problemas de adiciones. Se trata de un programa que cuenta con el apoyo de la Consellería de Asuntos Sociales y Deportes a través de las ayudas del 0'7% del IRPF Social. La directora de Proyecto Joven, Catalina Limongi, explica que a estos jóvenes se les atiende a través de tres programas diferentes; por un lado hay el centro de día que está ubicado en Son Morro y que está destinado a personas jóvenes que además de tener una problemática de consumo también tienen una problemática de desestructura a nivel familiar, personal, laboral o académica. Los jóvenes que siguen este programa necesitan una intensidad y una duración más prolongada del tratamiento. Por otro lado hay el programa ambulatorio que se conoce como el «jat, justo a tiempo» que también está destinado a personas jóvenes con una problemática de consumo pero que sí que tienen una estructura personal y familiar que se los permite compaginar el tratamiento con el día a día de su vida. Y por un tercer lado Projecte Jove dispone de un recurso residencial, un piso, donde pueden residir los usuarios que temporalmente no dispongan de vivienda.

El proyecto, además, contempla la ayuda a las familias. Lo explica la madre de una usuaria, na Inmaculada Marín que dice que «cuando llegas aquí llegas cansada emocionalmente, con un sentimiento de impotencia y de culpabilidad para ver qué ha pasado y cómo ha pasado. Además, cuando llegas la relación con tu hijo está muy deteriorada porque durante muchos años ha sido basada con la mentira y la desconfianza y aquí te dan una serie de herramientas para modificar la relación para que sea más asertiva y comprensiva».

Limongi, de Proyecto Joven dice que «visto en perspectiva los jóvenes que demandan tratamiento va en aumento porque de cada vez se llega a más lugares (a institutos, a centros de salud, a unidades de conductas adictivas...) y se rompen los prejuicios que han podido limitar la demanda de ayuda. Además se abre un perfil de jóvenes con nuevas adicciones y puede ser no esté en aumento la problemática pero sí el aumento de la demanda de ayuda».