vuelve

Detalle de la noticia

Imatge 4621808

Asuntos Sociales y Deportes destina 330.000 euros más a las entidades para adquirir alimentos y productos de primera necesidad

Esta nueva convocatoria es la tercera inyección que realiza el Govern para combatir la pobreza sobrevenida a raíz de la COVID-19

Prevé ayudas a las entidades con comedor social que reparten comida cocinada a personas en situación de exclusión social severa


El Consell de Govern ha autorizado a la Conselleria de Asuntos Sociales y Deportes a aprobar una nueva convocatoria de ayudas para entidades sin ánimo de lucro que desarrollan proyectos o actuaciones para la cobertura de necesidades básicas de la población en situación de precariedad económica grave. Esta convocatoria, destinada a las entidades, está dotada con 330.000 euros y prevé la adquisición y el reparto de alimentos y productos de primera necesidad y llevar adelante proyectos de comedores sociales. 

Se trata de la tercera inyección que hace la Conselleria de Asuntos Sociales y Deporte a estas entidades desde que estalló ahora hace un año la crisis sanitaria originada por la COVID-19. La primera fue en mayo de 2020 con 284.000 euros; la segunda, en noviembre de 2020 (300.000 + 30.000 euros) y ahora sale una tercera convocatoria de 330.000 euros.

El número de familias atendidas por las entidades de reparto de alimentos y los comedores sociales ha aumentado. La demanda de estos recursos se ha incrementado con la pandemia como recurso a disposición de las familias con más necesidades para complementar otras prestaciones y ayudas sociales.

Los incrementos en la demanda de productos básicos no han afectado sólo el reparto de productos de primera necesidad entre familias sino también los comedores sociales, que acogen mayoritariamente a personas adultas solas en situación de exclusión severa. La actividad de comedor ha quedado suspendida debido a las restricciones que exige la situación de pandemia, y ha sido sustituida por el reparto de menús diarios de comida cocinada.

Hay que recordar que, para optimizar la eficiencia de la tarea de estas entidades, el mes de octubre se creó una mesa de seguimiento formada, además de por el Govern, por los consejos insulares de las Illes Balears, el Ayuntamiento de Palma, la FELIP y representantes de EAPN. Esta mesa se reúne periódicamente y, además de coordinarse, quiere resolver los problemas de la forma más eficaz posible.