vuelve

Detalle de la noticia

Imatge 2659317

Zona Remota

El artículo 19.1 b del Reglamento (CE) nº. 1069/2009 del Parlament Europeu y del Consejo, de 21 de octubre de 2009, por|para el cual se establecen las normas sanitarias aplicables a los subproductos animales y en los productos derivados no destinados a consumo humano, determina que las autoridades competentes pueden autorizar la eliminación en zonas remotas de ciertos subproductos mediante el entierro in situ, bajo supervisión oficial, siempre que se eviten riesgos para la salud pública y la salud animal.

El Reglamento (CE) nº. 142/2011 de la Comisión, de 25 de febrero, por el cual se establecen las disposiciones de aplicación del Reglamento (CE) nº. 1069/2009, especifica en el capítulo III del anexo VI que estos entierros tienen que tener lugar en los establecimientos donde se hayan originado, en un vertedero autorizado o en lugares|sitios que permitan minimizar el riesgo para la salud pública, la salud animal o el medio ambiente, a condición de que se encuentren a una distancia suficiente que permita gestionar este riesgo.

El artículo 3 del Real decreto 1131/2010, de 10 de septiembre, por el cual se establecen los criterios para el establecimiento de las zonas remotas a efectos de la eliminación de determinados subproductos animales no destinados al consumo humano generados a las explotaciones ganaderas, determina que para establecer la delimitación de las zonas remotas, las comunidades autónomas insulares tienen que cumplir el criterio de ausencia de plantas de transformación o de eliminación adecuadas o suficientes para el tratamiento de los subproductos.

Las Islas Baleares se han acogido a esta posibilidad mediante la publicación de la Resolución del consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Territorio de 6 de junio de 2014, por|para la cual se establece zona remota todo el territorio de la comunidad autónoma de las Islas Baleares. Esta Resolución autoriza la eliminación, mediante el entierro in situ, de los cadáveres de los animales de producción generados a las explotaciones ganaderas, entre otros subproductos animales no destinados a consumo humano.

A partir del día 15 de junio de 2014 las personas que se quieran acoger a esta posibilidad a la comunidad autónoma de las Islas Baleares tienen que presentar una declaración responsable sobre los entierros de cadáveres de animales de producción a las explotaciones ganaderas de acuerdo con el modelo y las instrucciones que figuran en la página.

La zona (VERDE o más permisible, AMARILLA o medio permisible, NARANJA o menos permisible y ROJA o no permitida) en la cual se encuentre la explotación donde se pretende realizar el entierro determinará qué cantidad de UBM/ha y año es permitida, o si es el caso, la prohibición de no realizar ningún tipo de entierro. A fin de que el ganadero pueda conocer en qué zona de vulnerabilidad se encuentra, tendrá que entrar dentro del siguiente enlace y seguir las instrucciones que figuran en la página.

Enlace a IDEIB