LOGO CAIB
Contingut
23 agost 2021Conselleria de Salut i Consum

CONSELL DE GOVERN: SALUD CONTRATA EQUIPOS DE ENDOSCOPIA PARA IMPLANTAR EL PROGRAMA DE CRIBADO DE CÁNCER DE COLON EN TODOS LOS HOSPITALES CConsell de Govern

Foto de noticia

CONSELL DE GOVERN: SALUD CONTRATA EQUIPOS DE ENDOSCOPIA PARA IMPLANTAR EL PROGRAMA DE CRIBADO DE CÁNCER DE COLON EN TODOS LOS HOSPITALES

\ El Servicio de Salud destinará un total de 882.854,12 € en el contrato de suministro y mantenimiento durante cinco años

\ Hay que tener en cuenta que el 60% de los casos de cáncer colorrectal se diagnostican cuando la enfermedad ya se encuentra avanzada

 

El Servicio de Salud contrata el suministro y la instalación de endoscopios digestivos en los hospitales públicos de las Illes Balears, además del servicio de formación y el mantenimiento correspondientes, para ampliar el programa de cribado de los cánceres de colon y de recto en todos los centros de las Illes Balears.

El Servicio de Salud destinará un total de 882.854,12 € al contrato de suministro y mantenimiento, durante cinco años, de una torre de endoscopia completa, dos videocolonoscopis HD y un electrobisturí. El material irá destinado en los hospitales Son Espadas, Son Llàtzer, Hospital Comarcal de Inca, Hospital de Manacor, Mateu Orfila y Can Misses.

Con el fin de mejorar las tasas de cobertura poblacional del Programa de Criba de Cáncer de Colon y sus tasas de participación, la Conselleria de Salud y Consumo se ha propuesto ampliar el Programa a todos los sectores sanitarios. El objetivo es detectar, de manera precoz, un cáncer o una lesión que pueda llegar a ser maligna. Esta detección temprana se divide en dos fases:

1. Detección de sangre no visible en heces.
2. Realización de una colonoscopia en el supuesto de que se detecte sangre en la prueba anterior.

Hay que tener en cuenta que el 60% de los casos de cáncer colorrectal se diagnostican cuando la enfermedad ya se encuentra avanzada en la región o a distancia, es decir con metástasis. Sin embargo, cuando el diagnóstico se efectúa en etapas tempranas (estadios I y II), la supervivencia global puede superar el 90%.

Este hecho pone de manifiesto la gran importancia de los programas de criba (diagnóstico precoz, prevención secundaria) del cáncer colorrectal, dado que, en este contexto, la mayoría de neoplasias son diagnosticadas en estadios precoces.

El Ministerio estableció que todas las comunidades tienen que tener una cobertura del 100% de la población diana antes del año 2024, y este es el objetivo de las Illes Balears.

La implantación del Programa en las Illes Balears se inició el 2015 en el sector sanitario de Tramontana y en las áreas de salud de Menorca y de Ibiza y Formentera. Desgraciadamente, se tuvo que parar como consecuencia del estado de alarma y la progresión de la pandemia del SARS-CoV-2.

Actualmente, ya vuelve a estar operativo en Mallorca y en Ibiza, si bien de manera condicionada por las diferentes oleadas. Además, desde noviembre de 2020 se han retomado las reuniones de la Dirección General de Salud Pública y del Servicio de Salud para evaluar necesidades, reorganizar servicios e impulsarlo.

Este año está previsto empezar a implantarlo en el sector de Poniente de Mallorca (de manera piloto en un centro de salud) y, además, se trabaja para reforzar el papel de la atención primaria en el proceso de criba para aumentar la participación.

El objetivo es que el 2024 esté plenamente implantado.

De acuerdo con los datos de la Dirección General de Salud Pública y Participación, cada año mueren alrededor de 300 personas de cáncer colorrectal en las Islas Baleares —el cáncer más común en el archipiélago—, de aquí, la importancia de la prevención y de la detección temprana.

En cuanto a la prevención, Salud Pública recuerda que tienen un papel importante los estilos y hábitos de vida saludable. Por eso, se recomienda:

1. Evitar fumar cualquier tipo de tabaco. Si se fuma, dejarlo por completo.

2. No beber alcohol. Si se bebe, que sea ocasionalmente y de manera moderada.

3. Seguir una dieta alta en fibra, en que se incremente el consumo de cereales enteros (integrales y no refinados), fruta y verdura, y no comer carne roja (carne de buey, becerra, cerdo, cordero, caballo o cabra) y derivados. La carne procesada —las salchichas, el jamón y la carne en conserva— ha sufrido un proceso de transformación como por ejemplo salazón, curación, fermentación o fumatge, entre otros. Seguir una dieta mediterránea completa asegura una buena aportación de nutrientes.

4. Evitar el síndrome metabólico: obesidad, obesidad abdominal y diabetes.

5. Practicar actividad física.

6. Acudir al centro de salud en caso de signos y síntomas de alarma o bien si hay antecedentes personales de pólipos colorrectales o de enfermedad inflamatoria, antecedentes familiares de cáncer colorrectal o pólipos.