vuelve

Detalle de la noticia

El nuevo decreto de bingos de Baleares limitará las licencias de apertura y se hará un seguimiento fiscal de la actividad

La Conselleria de Transición Energética y Sectores Productivos ha hecho público el proyecto del nuevo decreto que regulará el juego de los bingos en Baleares. Entre las principales modificaciones que se incluyen en este decreto, destaca la limitación de otorgar nuevas licencias para desarrollar esta actividad, la ampliación de las zonas de protección para menores de edad, y la prohibición de cualquier tipo de publicidad sobre esta modalidad de juego.

Uno de los objetivos básicos de esta norma que se ha elaborado desde la Dirección General de Comercio, es proteger los colectivos más vulnerables a través de mecanismos que garanticen la imprescindible protección de los menores de edad y de las personas que hayan solicitado voluntariamente la no participación en el juego.

En este sentido, se ampliará el radio de distancia entre bingos y centros escolares a 500 metros en todos los municipios de las islas, y no solo a ciudades, tal y como se contempla en la actualidad. Además, de acuerdo con las previsiones de la Ley 8/2014, se establecerá también esta limitación de distancia a las zonas de ocio infantil y centros permanentes de atención a las personas menores de edad.

El nuevo decreto también restringe cualquier tipo de publicidad, promoción, patrocinio y cualquier forma de comunicación comercial, incluida aquella que se realice telemáticamente a través de las redes de comunicación social, referidas a las actividades de juego del bingo y de los establecimientos donde se practican. A la vez se prohíbe la publicidad y la promoción del juego en el exterior de los establecimientos de las salas de bingo, así como la publicidad estática en la vía pública o medios de transporte, en el ámbito de la comunidad autónoma de las Islas Baleares.

La nueva regulación también incluye modificaciones en las autorizaciones puntuales de partidas de bingo en los establecimientos de hostelería con ocasión de fiestas patronales y de Navidad, así como en las asociaciones de la tercera edad.

Respecto a estas asociaciones, hay que señalar que el objetivo de esta nueva regulación es dar cobertura legal y seguridad jurídica a una realidad que se produce en el día a día y que estas asociaciones llevan a cabo sin ningún seguimiento de control y autorización por parte de la Conselleria. Para evitarlo, se establece que solo se autorizarán aquellas actividades que reúnan los siguientes requisitos: constatar los días de realización de las partidas, limitar el número de cartones por jugador, establecer un precio máximo por cartón de 0,50 euros y especificar el horario de la actividad, que nunca podrá ser superior a las tres horas. Además, se establece la obligación de cada año presentar una memoria de actividades y de ingresos y gastos realizados. Recordar que actualmente estas partidas se encuentran suspendidas temporalmente como medida excepcional de prevención ante la crisis sanitaria provocada por la Covid-19.

La resolución de este decreto se encuentra publicada al Boletín Oficial de las Islas Baleares del pasado 8 de octubre y permanecerá a información pública hasta el próximo 30 de octubre para que los ciudadanos puedan presentar sus alegaciones. Estas, se tendrán que presentar por vía telemática a través de la web de Participación Ciudadana del Gobierno.

De este modo, se cumple el compromiso asumido por la Conselleria de Transición Energética y Sectores Productivos de avanzar con la máxima prioridad en la tramitación de un decreto sobre el reglamento del juego del bingo y también en el Decreto de Planificación del Juego en el cual se está trabajando desde la Comisión del Juego con el objetivo de proteger a la ciudadanía más vulnerable.