vuelve

Detalle de la noticia

Imatge 4087645

Mateu Cañellas y Isabel Aguilar son las propuestas del jurado para recibir la distinción deportiva Cornelius Atticus 2019

El galardón reconoce toda una vida dedicada al deporte en diferentes ámbitos

Isabel Aguilar Llull es la candidata femenina y Mateu Cañellas Roca (a título póstumo) es el candidato masculino para ser distinguidos con el galardón Cornelius Atticus 2019 por parte de Govern de les Illes Balears después de ser elegidos en la votación del jurado de la edición veintiséis de los galardones.

Ahora la Conselleria de Asuntos Sociales y Deportes propondrá al Consell de Govern que ratifique los dos candidatos propuestos por el jurado del galardón Cornelis Atticus 2019 y sean así galardonados este año con la máxima distinción que otorga la Comunitat Autónoma en el mundo del deporte en reconocimiento a la trayectoria deportiva en diferentes ámbitos (deportista, técnico, promotor o dirigente).

Esta convocatoria de Cornelius Atticus es la tercera en la que hay una doble categoría de ganador del galardón (masculina/femenina), en línea con el fomento del deporte femenino que el Govern sigue desde la anterior legislatura.

La distinción Cornelius Atticus reconoce los méritos de las personas físicas que, en el ámbito de las Illes Balears, han dedicado su vida al deporte. Entre los requisitos los candidatos deben haber sido deportistas, dirigentes, técnicos o haber tenido otra función directamente implicada en la promoción del deporte. Además, salvo excepciones, tienen que haber dedicado un tiempo superior a los veinticinco años al desarrollo deportivo dentro del ámbito balear o desde el deporte balear contribuyendo a la evolución deportiva de la Comunitat Autónoma.

Hay que recordar que el premio Corlius Atticus se otorga desde el año 1996 y que desde 2017 también se establece una distinción femenina. Lleva este nombre por el primer deportista que se conoce en las Illes Balears. Se trata de un pancracista (una disciplina de lucha cuerpo a cuerpo) del siglo III del cual se encontró la lápida con un poema laudatori inscrito, durante las excavaciones a la ciudad romana de Pollentia (Alcúdia, Mallorca) en 1933. En el acto institucional, se hace entrega de uno diploma acreditativo, una reproducción de la lápida y un pin de plata con la misma reproducción.

Se adjuntan curriculums de los dos candidatos.