vuelve

Detalle de la noticia

Imatge 3996884

Los niños y niñas de Baleares celebran el VIII Parlament Infantil de les Illes Balears con motivo del Día Universal de la Infancia

Con motivo del Día Universal de la Infancia, UNICEF Comité Baleares y la Oficina Balear de la Infancia y la Adolescencia organizan conjuntamente con el Parlament de les Illes Balears el VIII Parlament Infantil de les Illes Balears bajo el título “Por mí y por mis compañeros y compañeras”.

En el marco del trigésimo cumpleaños de la aprobación de la Convención de los Derechos de la Infancia, en la Sala de Plenos del Parlamento, niños, niñas y adolescentes de diferentes municipios de Baleares exponen sus manifiestos, propuestas y demandas vinculadas en los diferentes derechos recogidos en este documento.
Esta actividad se enmarca en la propuesta que se ha lanzado desde UNICEF para reflexionar sobre la necesidad de conocer y reivindicar el cumplimiento de los 54 artículos que reafirman los derechos infantiles en la Convención del Derechos de la Infancia.
Este año, la jornada presidida por el Consejo Infantil de Formentera, gira alrededor del trabajo realizado sobre las principales preocupaciones de la infancia de las 4 islas, explicadas en formato audiovisual, y la lectura de sus manifiestos con las demandas y compromisos. El Consejo infantil de Maó, explica mediante un telediario, como era la situación de los niños en el año 1989; año de la aprobación de la CDN.
En esta edición del Parlamento Infantil, participan los consejos infantiles del 10 municipios en Baleares reconocidos por UNICEF como “Ciudades Amigas de la Infancia”, el Consejo infantil del Consell de Mallorca y 2 centros educativos.

Desde la Oficina de la Infancia y la Adolescencia (OBIA) celebramos el Día Universal de la Infancia como un hito en la historia por los derechos de los niñas y niños de todo el mundo. La ratificación de la Convención de los Derechos de los Niños recuerda que todas las personas menores de edad son sujetas de pleno derecho y que las administraciones y organismos que se dedican a defender sus derechos tienen que velar por su cumplimiento. Desde el OBIA destacamos el interés superior del menor como un principio universal y con rango jurídico que todo el mundo tiene que adoptar y recordamos que se tiene que respetar su derecho a ser escuchados y a tener en cuenta su opinión en todas aquellas decisiones que lo puedan afectar. Por eso, el OBIA destaca la necesidad de fomentar la participación y la implicación de los niños y jóvenes como agentes activos de cambio y fomentar vías para qué puedan formar canales de participación en todos los ámbitos de su vida.

Propiciar el debate entre niños, niñas y adolescentes y proporcionar un espacio donde puedan tratar aquellos temas y aspectos que los afectan, es el mejor estímulo porque desarrollen aptitudes y actitudes que los permitan sentirse ciudadanos e interiorizar criterios de sostenibilidad, conciencia ecológica y aprecio del entorno en el que viven.