vuelve

Detalle de la noticia

Imatge 2610052

Educación valorará la adquisición de las competencias básicas de los alumnos de sexto de Educación Primaria a partir de los resultados de las evaluaciones individuales de cada centro

La Conselleria de Educación y Universidad en el caso de la evaluación individualizada de sexto de Educación Primaria, teniendo en cuenta la situación política actual de convocatoria de nuevas elecciones generales y dado que el Ministerio de Educación, Cultura y Deportes no ha sido capaz de atender el compromiso en tiempo y forma de convocar una Conferencia sectorial para aclarar problemas de la aplicación de la LOMCE, considera adecuada crear una comisión para valorar la adquisición de las competencias básicas de los alumnos de sexto a partir de los resultados de las evaluaciones individuales de cada centro. Así lo ha explicado esta mañana el conseller de Educación y Universidad, Martí March, acompañado del director general de Planificación, Ordenación y Centros, Antoni Morante, y del director del Instituto de Evaluación de la Calidad del Sistema Educativo (IAQSE).

Evaluación individualizada de sexto de educación primaria

Desde el Gobierno de las Islas Baleares, ante la situación caótica que genera en la comunidad educativa la falta de previsión y la mala organización del Ministerio de Educación, se considera imprescindible dotar los centros de la estabilidad necesaria para garantizar que los alumnos puedan ser evaluados sin interferir en el buen funcionamiento del curso.

Por otro lado, la LOMCE establece en su artículo 144 que las Administraciones Educativas serán las responsables del diseño, aplicación y corrección de la evaluación final de Educación Primaria. Así mismo, tanto la LOMCE como el Real decreto 126/2014 que regula el currículum básico de la Educación Primaria definen la evaluación en esta etapa como continua y global, y remarca en varias ocasiones que tiene que tener en cuenta el progreso de los alumnos en el conjunto de las áreas del currículum. Además, este decreto también obliga a garantizar a los alumnos el derecho a una evaluación objetiva y a que su dedicación, esfuerzo y rendimiento sean valorados y reconocidos con objetividad.

Teniendo en cuenta todo el anterior, la Conselleria creará una comisión externa para validar los resultados de las evaluaciones individuales e internas que hayan realizado los centros a los alumnos de sexto. La comisión estará integrada por representantes de Inspección Educativa y del Instituto de Evaluación y Calidad del Sistema Educativo (IAQSE).

Esta comisión tendrá la función de supervisar y de validar los informes individuales del alumnos, los cuales incluirán para cada alumno la información referida a cada competencia que es objeto de evaluación. Así se comprobará el grado de adquisición de la competencia en comunicación lingüística, matemática y las competencias básicas en ciencia y tecnología, además del logro de los objetivos de la etapa partiendo de los resultados recogidos por parte del profesorado de los centros a través de las pruebas de final de curso y de las informaciones complementarias que consideren oportunas.

La finalidad de estos informes será, además de ayudar al alumnado a mejorar su aprendizaje, aportar información referida a cada alumno en el centro donde tenga que continuar los estudios de educación secundaria.

Hacia un modelo propio y consensuado

Al mismo tiempo, haciendo uso de nuestras competencias, cumpliendo los principios generales de la normativa vigente, la Conselleria está trabajando en los últimos meses en las líneas básicas del que será el modelo propio de las Islas Baleares de evaluación externa con carácter diagnóstico. Este modelo se está trabajando desde principio de legislatura, de manera similar a cómo lo han hecho, entre otras, comunidades autónomas como Cataluña, Canarias o el País Vasco y próximamente se presentarán las líneas básicas para después ser consensuadas con toda la comunidad educativa. Todo esto, siempre en defensa de nuestro alumnado así como de sus familias y del profesorado.